Omorovicza: Midnight Renewal (Sérum restaurador de noche)

155.00 € 131.75 €

Oferta
- +
Agregar a la wishlist
¿Un sérum de noche que trabaje en tu piel regenerándola, devolviéndole la luz y la firmeza? Ese es Midnight Renewal de Omorovicza. Lo hace todo él solita mientras tú descansas, gracias a su formulación con activos reparadores y protectores del estrés. Estimula la reparación de la piel durante la noche, la revitaliza y rejuvenece. Contiene una fórmula innovadora de retinal que reduce la aparición de líneas finas de expresión y arrugas, estimula la producción de colágeno y aumenta la elasticidad de la piel sin causar irritación. Además, los bioactivos que contiene su formulación revierten los efectos dañinos de la falta de sueño al mejorar la circulación y la renovación celular. Y una combinación nutritiva de ácido poliglutámico y lípidos de avena hidratarán y reparán la barrera de la piel.
  • Retinal: una forma innovadora y no irritante de vitamina A que suaviza el cutis, disminuye la apariencia de líneas finas y arrugas y previene el envejecimiento prematuro.
  • Microalgas:  Protegen la piel de los efectos dañinos del exceso de cortisol (estrés), restaura el ritmo circadiano natural y permite una reparación nocturna de la piel óptima.
  • El HEALING CONCENTRATE ™ patentado de Omorovicza deja la piel más firme, flexible y con una apariencia más joven.
  • Lisado de fermento Bífida y Lactococcus: Estimula la autorrenovación de la piel, mejora la reparación del ADN celular y contrarresta los efectos del envejecimiento inducido por los rayos UV.
  • Ácido poliglutámico: Hidrata profundamente, rellena y reafirma.
Todo esto por la noche, sin esfuerzo. Y a la mañana siguiente una piel descansada, nutrida, hidratada, tersa, bonita, suave y radiante, una piel PERFECTA.
Esta imagen es de Omorovicza.

Aplicar sobre el rostro y el escote después de la limpieza por la noche.

30ml.

Un sérum de noche que lo tiene todo para que tu piel sea otra a la mañana siguiente.
Repara, ilumina, revitaliza, estimula la producción de colágeno, favorece la elasticidad de la pie y su firmeza. Bastarán unas gotitas en tu piel limpia por la noche para que al día siguiente presumas de una piel más bonita, joven y revitalizada.

Aqua (agua termal húngara), glicerina, aceite de semilla de simmondsia chinensis (jojoba), lisado de fermento bífido, extracto de fermento de Saccharomyces (agua termal húngara), lisado de fermento de Lactococcus, aceite de semilla de helianthus annuus (girasol), glucósido de caprililo / caprilo, leuconostoc / rábano Filtrado de fermento de raíz, xilitilglucósido, aceite de semilla de avena sativa (avena), ésteres de jojoba hidrolizados, ciclodextrina, bakuchiol, anhidroxilitol, polvo de cáscara de limón cítrico (limón), goma de esclerotio, poliglutamato sódico, xilitol, extracto de fosfaloides (extracto de fosfaloides). Coco) extracto de fruta, ácido hialurónico, perfume (fragancia), aceite de semilla de rubus chamaemorus (mora de nube), glucosa, ceteareth-25, pentilenglicol, retina, extracto de semilla de lupinus albus, alcohol cetílico, extracto de plancton, saccharomyces / fermento de cobre, saccharomyces / Fermento de hierroSaccharomyces / Fermento de Magnesio, Saccharomyces / Fermento de Silicio, Saccharomyces / Fermento de Zinc, Extracto de Flor de Lonicera Caprifolium (Madreselva), Cloruro de Sodio, Ácido Behénico, Ceramida Np, Colesterol, Extracto de Flor de Lonicera Japonica (Madreselva), Ácido Acético, Tocoferol, Ceramida Ceramida Ap, Ceramida Eop, Ceramida Eos, Caprooil Fitoesfingosina, Caprooil Esfingosina, Lactobacilo, Ácido láctico, O-Cymen-5-Ol, Alcohol bencílico, Benzoato de sodio, Alcohol cinamílico, Geraniol, Linalol, Sorbitol.Lactobacillus, ácido láctico, O-Cymen-5-Ol, alcohol bencílico, benzoato de sodio, alcohol cinamílico, geraniol, linalol, sorbitol.Lactobacillus, ácido láctico, O-Cymen-5-Ol, alcohol bencílico, benzoato de sodio, alcohol cinamílico, geraniol, linalol, sorbitol.

Omorovicza es una marca que viene de Budapest (Hungría) que basan todos sus productos en las propiedades curativas de las aguas termales húngaras. 

En la década de 1800, la familia Omorovicza, encargaron a uno de los arquitectos más famosos de la historia húngara, que construyera el hermoso spa Racz en la capital, Budapest, en el sitio de un manantial medieval de curación.

Margaret y Stephen (fundadores de la empresa) se conocieron en Budapest. Stephen llevó a su esposa a una gira por Hungría y su primera parada fueron los baños termales. Allí, se asombraron de la transformación de su piel y, por lo tanto, solicitaron la ayuda de un laboratorio ganador del Premio Nobel para aprovechar estas aguas curativas en una nueva gama de cuidado de la piel de lujo pionero, utilizando Hydro Mineral Transference ™.

En 2006, Omorovicza Cosmetics se lanzó oficialmente con la apertura de una tienda en Budapest.