Avril: Le Masque Visage Énergisant & Coup D’éclat (Mascarilla Facial Energizante)

5.50€

Marca Avril
- +
Agregar a la wishlist

Gracias Avril tenemos la solución perfecta en forma de mascarilla facial para todo esos días en los que duermes poco, estas de trabajo hasta arriba y para colmo el fin de semana no termina de llegar y tu piel esta tan cansada como tu.

Esta mascarilla facial te proporciona en muy pocos minutos un efecto buena cara instantáneo, por su alto contenido en aceite de girasol devuelve energía a tu rostro y los estractos de fresa su brillo y luminosidad habitual. La microalga verde chlorella, reduce las ojeras provocadas por la falta de sueño.

Esta es una foto de 

Aplicar una capa uniforme sobre el rostro limpio y seco una o dos veces por semana. Evitar que entre en contacto con los ojos. Deja actuar de 10 a 15 minutos sobre la piel y a continuación aclara con abundante agua, posteriomente aplicar crema hidratante habitual.

Certificado Ecocert. No testado en animales. No comedogénico.

50ml.

Para todo tipo de pieles incluso para las más secas o sensibles, reduce los signos del cansancio e ilumina la piel, devolviendole toda la vitalidad habitual que tu rostro tiene, en un momento, efecto buena cara.

Este producto tiene una duración aproximada de 6 semanas, usándolo una vez a la semana, y una inversión de 0,92€ semanales.

* Todos sabemos que el uso de un producto cosmético es algo subjetivo. Puede que un día encuentres tu piel más seca por la razón que sea y necesites un poco más, puede que estés un par de días sin usar ese producto diario, aunque con nuestra selección ya te avisamos de que esto es muy difícil que ocurra... tal vez esa crema de manos del bolso te sirva de hidratante de piernas y codos alguna vez que otra (tranquila, todas lo hacemos). Aún así nos hemos atrevido a calcular la pregunta que todo el mundo quiere saber -¿cuánto cuesta cada producto de verdad?- Primero hemos calculado la "dosis normal" que no es otra que la media entre lo que la marca recomienda y lo que nosotras mismas (mujeres variopintas donde las haya), hemos necesitado de cada producto. Y con eso, probar y ver. Esperamos que te facilite los cálculos cosméticos y puedas comparar todos los productos, vas a poder comprobar que a veces una textura es mucho más determinante que un precio.

Aqua (water), coco-caprylate, helianthus annuus (sunflower) seed oil*, cetearyl alcohol, caprylic/capric triglyceride, sucrose polystearate, glyceryl stearate, glycerin, aloe barbadensis leaf juice powder*, fragaria vesca (strawberry) leaf extract, xanthan gum, chlorella vulgaris extract, sodium stearoyl glutamate, ribose, cetyl palmitate, benzyl alcohol, lactic acid, dehydroacetic acid, sodium dehydroacetate, parfum (fragrance), tocopherol.

*Ingredientes procedentes de la agricultura biológica.

Suave, jugosa, agradable, sencilla y natural: como tú. Como los rayos de sol entre una fresca brisa en primavera. Así es Avril, marca francesa nacida en 2012, en el mismo mes que denota su nombre.

Bastante joven, pero con la experiencia centrada en en lo sencillo, natural y con texturas tan confortables que tu piel agradecerá. Además, no le gusta ser como las demás: es bio, con su sello Ecocert que tanto nos encanta por su respeto a la naturaleza y a nuestra piel. Y es muy bonita, con sencillos colores que hacen las delicias de su nombre, tan primaveral. Avril es la sensación que una mujer como tú transmite. Ser tú misma, natural, superándote y siendo mejor cada día, como el efecto de la primavera sobre la naturaleza... Resurgir de tus cenizas y nacer más fuerte y preciosa.

Sus cosméticos están compuestos de ingredientes naturales que constituyen un sólido aporte de bienestar a tu cuerpo, unido en armonía a un embalaje distinguido, con mucha transparencia a su contenido interior, como tu alma. Es un imprescindible para Avril transmitir sus valores ecológicos, de calidad y precio en un simple vistazo. Quiere que puedas mimarte sin tener que hacer un montón de cuentas antes de decidirte. Quiere que la pruebes y sientas cómo la primavera fluye por tu cuerpo, cómo un día gris tiene más blanco que negro. Y que ese blanco, te lleva desde un azul celeste muy relajante, hasta un tono arena cálido, para visitar mentalmente tu propio paraíso.

Así es la elegancia francesa: hace de lo sencillo algo sofisticado, de su personalidad un estilo de vida y de los pequeños defectos, un rasgo de belleza. Y Avril, lo sabe transmitir en sus creaciones.